Un inquietante amanecer

El comisario Anders Knutas y la subcomisaria Karin Jacobson son los principales protagonistas de la novela “Un inquietante amanecer” (2007), quinta de la escritora sueca Mari Jungstedt publicada en nuestro pais. Ver anteriores entradas en este mismo blog.

Al iniciarse esta narración, el comisario Knutas está de vacaciones en Dinamarca, de donde es su mujer Line. Knutas tiene 52 años. Está preparando para desayunar con su familia tortitas americanas con jarabe de arce. Tienen 2 hijos mellizos, Petra y Nils, que ya tiene novia. Al enterarse que hay un asesinato en una idílica playa de la isla de Färo, que corresponde a la juridiscción de su comisaria en Visby, dentro de la isla de Gotland, decide volver al trabajo. Knutas sigue fumando en pipa. Siempre duerme con la ventana abierta. Hace varios largos en la piscina antes de ir a trabajar. Va con su mujer a un concierto de música clásica a la iglesia de Sankt Nicolai.

La subcomisaria Karin Jacobson lleva seis meses en el cargo. Al estar su jefe, el comisario Knutas, de vacaciones se hace cargo de la investigación de un misterioso asesinato. Se queda muy decepcionada cuando ve que su superior deja las vacaciones para incorporarse a la comisaría. No sabe si es que no confia en ella. Y la verdad es que leyendo la novela tampoco queda claro. Karin sigue con su cacatúa, que le da los buenos días en inglés. Desayuna té y un par de rebanas de pan de molde. Es verano y a veces se viste con una camiseta blanca y falda de lunares. Karin, en un momento determinado, recuerda que con quince años dió a luz una niña, que ella quería llamar Lydia, y a la que después del parto no volvió a ver nunca.

Otros personajes: Thomas Wittberg, inspector, está más moreno que nadie, viste una camiseta blanca que resalta el bronceado y unos vaqueros desgastados, con el pelo rubio y rizado, más largo de lo normal. Lars Norrby es el policía portavoz de prensa. Erik Sohlman es técnico de la policía, con el cabello pelirrojo y alborotado, es seguidor del AIK de Solna. Y también vuelve a aparecer el comisario de la policía de Estocolmo, Martin Kihlgard, un auténtico tragaldabas de 1,90 metros y más de 100 kilos, que decide anunciar su homosexualidad. Birger Smittenberg es el fiscal. Johan Berg es periodista de noticias regionales de la televisión sueca, y que sigue con esa ridícula relación con Emma. Y Pia Lilja, fotógrafa, compañera en la tele de Berg. Tiene 25 años y lleva el cabello recogido en una especie de moño despeinado que parece más bien un nido de pájaros. Con los ojos, como de costumbre, muy maquillados. En la nariz le brilla una piedra de un rojo rabioso. Lleva los labios pintados de un rojo tan fuerte como el de la piedra.

“Un inquietante amanecer” me ha parecido una novela sueca más. Tanto es así, que a veces me parecía la misma novela que acabo de leer, “La sombra de la sirena”, de la también sueca Camilla Läckberg. El argumento de fondo es prácticamente el mismo. Una venganza debido a unos hechos acontecidos muchos años atras. Mujeres maltratadas por hombres y su venganza justiciera. Por supuesto, con sus diferencias y matices. Me ha parecido una historia con pocas cosas nuevas. No se sabe muy bien qué le pasa a nuestro Knutas. Lo único sorprendente, la revelación que nos hace la subcomisaria Jacobsson, que no sabemos si tendrá importancia de cara al  futuro.Veremos si la próxima entregada de esta saga nos interesa un poco más.

Mari Jungstedt nació el 31 de octubre de 1962 en Estocolomo, Suecia. Además de escritora es periodista. Trabajó en la Radio y la Televisión suecas. Su próxima entrega, con el comisario Anders Kuntas de personaje principal, será “La falsa sonrisa”, escrita en el año 2008 y que se publicará en España a primeros de octubre de este año 2012.        


Anuncios

3 comentarios en “Un inquietante amanecer

  1. Me gustaron más los primeros libros de esta escritora; éste me decepcionó. En cuanto a la revelación sobre la comisaria Jacobsson, sí que es interesante, pero su participación en el final de esta historia es muy poco profesional y no me gustó nada.

    Me gusta

  2. Hola, Julio
    La verdad es que sí se parecen mucho los estilos de estas dos autoras. Por eso procuro no leerlas seguidas porque me parece más de lo mismo. Sin embargo, sus historias me atrapan porque son entretenidas y ligeras. ¡Perfectas para viajar en tren hacia el trabajo!

    Un beso

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.