Así es como se mata

El comisario Enrico Mancini es el protagonista de la novela Así es como se mata (2016), del escritor romano Mirko Zilahy.

Mancini es comisario del FBI, especializado en crímenes seriales. Ha estado formándose en Quantico, Virginia. Está destinado en el destacamento de Montesacro, en Roma. Su mujer, Marisa, ha muerto hace poco víctima de un cáncer. Se traslada tanto en metro como en autobús. Suele llevar una estrecha corbata negra sobre la camisa gris por fuera de los vaqueros. Cuando no está en casa lleva unos guantes de piel marrón que nunca se quita. Lee Il Messaggero. Tiene unas Ray-Ban de cristales ahumados. Le gusta la cerveza Peroni. Su radiodespertador suena todos los días a las seis de la mañana. No le gusta relacionarse con la gente. Escucha un viejo disco de vinilo de Piero Ciampi. Como sintonía de llamada de su móvil lleva la quinta de Beethoven.

Otros personajes:

Walter Comello es el inspector más joven de la brigada anticriminal. Tiene 30 años, gran admirador y amigo de Mancini. Parece un cavernícola rubio, de barba larga y ojos muy claros. Calza unas Adidas blancas. Le gustan las películas del Oeste. Conduce un Giulietta negro. Como señal de llamada en su móvil tiene “El día de la ira“.

Giulia Foderà es la fiscal. Una mujer fría e insondable. Su vida privada es un auténtico misterio. De exigua figura, pero bien proporcionada en su traje gris perla. La masa rizada de sus cabellos se balancea al ritmo que marcan los diez centímetros de tacón y el leve movimiento de sus pequeñas caderas.

Caterina De Marchi, inspectora y fotógrafa en prácticas. Padece musofobia, terror absoluto a las ratas. Pequeña y mona, de pelo cobrizo y ojos muy verdes. Su físico enjuto es producto de años de carreras al amanecer.

Carlo Biga, ex profesor y criminólogo. Tiene 70 años y es el mentor de Mancini. Sigue utilizando la pizarra y la tiza. Le gusta el whisky Bushmills Malt.


Antonio Rocchi es el forense.

Gugliotti es el superintendente. Se tiñe el pelo de rubio pajizo, lo poco que le queda de la melena de sus tiempos de la brigada móvil. Es Licenciado en Ciencias Políticas.

Claudia Antonelli es la psicóloga del destacamento. De mediana edad, ojos gatunos azul pálido, pelo rubio natural siempre impecable. Separada, su hija Amanda padece un grave trastorno del sueño “Pavor nocturnus“, lo que le hace pasar largas noches en vela.

Me ha gustado Así es como se mata. Es un thriller negrísimo, como dice Il Corriere della Sera, con un asesino en serie ritual, la Sombra, que comete unos espeluznantes crímenes. Una venganza dura y muy cruel, con la ciudad de Roma de fondo. El río Tíber y sus alrededores son testigos de esta macabra escabechina. Al frente Enrico Mancini, un comisario atormentado todavía por el recuerdo de su mujer muerta de cáncer. Su equipo, también con sus traumas personales. Buenos personajes y excelente ambientación, siempre lloviendo. Lo dicho, clásica novela negra muy negra, recomendada sobre todo para los amantes de los asesinos seriales.

Mirko Zilahy nace en Roma en 1974. Licenciado en Lengua y Literatura Italiana. Ha publicado ensayos sobre distintos autores irlandeses e impartido conferencias sobre escritores italianos contemporáneos. También es traductor de Bram Stoker o John Bouyne, entre otros. En el 2014 tradujo El jilguero de Donna Tartt. También ha trabajado como editor en prestigiosas editoriales.

https://player.vimeo.com/video/162073840?byline=0&portrait=0

Anuncios