No hay salida

41e0W8hCq9LLa inspectora de policía Lottie Parker es la protagonista de la novela No hay salida (2018), de la escritora irlandesa Patricia Gibney

Parker es inspectora de la policía irlandesa, la Garda Síochána “Guardianes de la paz”. Viuda, su marido Adam murió hace cuatro años de cáncer. Le recuerda mucho. Vive con sus tres hijos, Katie, Chloe y Sean; y con su nieto Louis. La madre de Lottie, Rose Fitzpatrick, no se encuentra muy bien. Nuestra sabuesa protagonista se pide un croissant tostado de jamón y queso, aunque cada vez que inicia una investigación adelgaza mucho, se queda en los huesos.

Otros personajes:

Mark Boyd es sargento, de cuarenta y pico años. Trabaja siempre al lado de Lottie. Lleva el pelo canoso y corto. Delgado, de rostro fino, rasgos delicados, ojos marrones con sus brillantes manchitas de color avellana. Sobresalen sus grandes orejas de soplillo. Viste camisa azul planchada y una inmaculada corbata azul marino. Existe una clara tensión sexual entre Parker y Boyd …

Larry Kirby y María Lynch son los detectives de la brigada.

Corrigan es el comisario. Barrigón. Tiene problemas en un ojo, le van a operar.

David McMahon es el inspector que viene a sustituir a Corrigan. Lottie opina que es un auténtico capullo y que, además, va a por ella.

Gilly O’Donoghue es una joven y brillante agente gardaí.PATRICIA-GIBNEY

McGlynn es jefe del equipo forense. De unos sesenta años. Ojos verdes.

Jane Dore es patóloga forense. Es muy bajita, mide alrededor de 1,50. Muy buena en su trabajo.

Cynthia Rhodes es periodista. Le cae muy mal a Lottie.

Comentario:

Me ha gustado mucho No hay salida. Libro 4 de la inspectora Lottie Parker, de la autora irlandesa Patricia Gibney. Me reconozco un auténtico fan de esta saga, de Parker, sus aventuras y desventuras. En esta ocasión todo comienza cuando desaparece una joven que iba en un tren de Dublin a Ragmullin, ciudad ficticia donde transcurren las narraciones de Gibney. Poco después aparece el cuerpo semienterrado de otra joven en el cementerio de la localidad, encogido en el fondo de una tumba abierta. Al cabo de unos días, otras dos jóvenes que van en el mismo tren desaparecen también. Además las desapariciones son muy parecidas a la de un caso sin resolver hace diez años. Lottie está hecha un lío en su vida sentimental y sigue peleando con sus hijos. Bajo la presión por parte de su nuevo jefe y de la prensa ¿será capaz nuestra sabuesa protagonista de localizar y neutralizar al asesino antes de que haya más víctimas?  Lectura muy recomendable para amantes del género negro policiaco.

Ya está a la venta el Libro 5 de la inspectora Parker, No digas nada, próximamente en nuestras estanterías, leído, y en misqueridossabuesos

Booktrailer de la novela