El juego de la luz

Juego de la luz, El_135X220Armand Gamache, inspector jefe de la Sûreté de Quebec, es el principal protagonista de la novela El juego de la luz (2011), de la autora canadiense Louise Penny. Es la cuarta entrega de esta saga publicada en nuestro país.

Gamache se ha afeitado la barba que se había dejado mientras se recuperaba de la bala que le había traspasado en un tiroteo. Alto y robusto, con esos ojos de color castaño oscuro. Utiliza gafas para leer, por ejemplo, la revista L’Observateur. Su espaciosa vivienda está llena de libros: volúmenes de historia, biografías, novelas, estudios sobre las antigüedades de Quebec , poesía. También archivos de casos, ciencia forense, huellas dactilares, códigos genéticos, lesiones corporales y armas. Viste una chaqueta Barbour. Bebe agua con gas Perrier. Conduce un Volvo. Su plato favorito de pasta son fettuccine con espárragos frescos, piñones y queso de cabra.

Otros personajes:

Jean-Guy Beauvoir es policía, mano derecha de Gamache. Está separado de Enid. Toma OxyContin. Tiene un hijo, Roslyn, que estudia en París…y unos sentimientos muy secretos.

Isabelle Lacoste es otra agente de la misma brigada. Desayuna un cappuccino y un ¡croissant, s´il vous plaît! Cada vez está más presente en las investigaciones de nuestro sabueso protagonista.

Thérèse Brunel es la superintendente de la Policía. Ha entrado en la Sûreté después de una distinguida carrera como conservadora jefe del Musée des Beaux Arts de Montreal. Amiga de Armand, mientras hablan de un asesinato, comen un poco de queso, salchichón y aceitunas con un vinito blanco.

Harris es doctora forense. Como la mayoría de los quebequeses, es menuda, viste con ropa como para el campo, resulta elegante pero informal.

Y los peculiares personajes de Three Pines, el pueblo en el que transcurre la mayor parte de esta narración:

Clara Morrow, escultora y pintora, con mucha presencia en la investigación. Tiene sillas Adirondack en el jardín. Myrna Landers tiene una librería, es una voluminosa mujer negra, una psicóloga jubilada de Montreal. Olivier y Gabi son la pareja que regenta el bistrot del pueblo. Ruth Zardo es una vieja poeta y Dominique Gilbert, la dueña del hotel balneario de Three Pines.1489586997_823326_1489648753_noticia_normal

Me ha gustado mucho El juego de la luz, en la línea de las anteriores novelas de Gamache publicadas en nuestro país. Novela negra o policiaca, llena de belleza y poesía, con sentimientos y secretos. Unos personajes fabulosos, encabezados por el carismático inspector Armand Gamache y los moradores de Three Pines, un tranquilo pueblecito a las afueras de Montreal. Todo comienza después de una vernissage , cuando aparece el cadáver de una mujer en un rincón de un jardín de al lado. Es una reconocida crítica de arte capaz de arruinar una carrera. Varios artistas han podido vengarse. La extraordinaria perspicacia de Gamache va cercando poco a poco al asesino. Una novela tranquila, muy recomendable.

Así termina la autora, Louise Penny, su lista de agradecimientos:

“Espero que hayáis disfrutado de El juego de la luz. He tardado varias vidas en escribirla”


Enterrad a los muertos

El inspector jefe Armand Gamache es el principal protagonista de la novela Enterrad a los muertos (2010), de la escritora canadiense Louise Penny.

Gamache es inspector de la Sûreté du Québec. Está de baja tras una trágica operación policial, recuperándose en casa de su amigo y mentor Émile Comeau. Armand tiene cincuenta y tantos años, es alto, robusto, un hombre que prefiere un buen libro y un largo paseo a cualquier otra cosa. Parece más un distinguido profesor que un alto cargo de la policía. Desde que está de baja, se ha dejado una corta barba. Lee los periódicos Le Soleil y Le Devoir, para ello utiliza gafas de media luna. Todos los días visita la excelente y antigua biblioteca del barrio. Viste un cárdigan de pelo de camello, camisa, corbata y pantalones de pana azul oscuro. Desayuna café y croissants en el Chez Temporel de Quebec. Estando en plena investigación, se come una baguette con lonchas gruesas de jamón asado con jarabe de arce, brie y rúcula, además de una cerveza. Nuestro sabueso siempre va acompañado de Henri, su perro pastor alemán.

Otros personajes:

Émile Comeau es el mejor amigo de Gamache y su antiguo superior en la Policía, a punto de cumplir 80 años. Tiene el pelo cano bien peinado, los ojos de un intenso color azul. Pese a su edad, está delgado y lleno de energía. Viudo desde hacía cinco años.

Jean-Guy Beauvoir, inspector de la brigada de Gamache. En fisioterapia, también recuperándose. Desayuna un sándwich, un donut de chocolate y un café con doble de azúcar y nata ligera. Para cenar, un solomillo con salsa de queso azul al cognac.

Langlois es inspector del Departamento de Homicidios de la ciudad de Quebec.

Isabelle Lacoste es una agente del grupo de Gamache.

Paul Morin, un poli que toca muy bien el violín.

Francoeur, el superintendente.

Yvette Nichol, una agente relegada al departamento de telecomunicaciones. Una joven mujer, pequeña y algo rechoncha, de piel cetrina y afeada por viejas marcas, con el pelo color castaño y sin brillo.

Thomas Hancock es pastor de iglesia. Aparenta unos 20 años, de pelo rubio oscuro y rostro hermoso. Armand piensa que se parece un tanto a Matt Damon. Inteligente y encantador.

Me ha gustado mucho Enterrad a los muertos. Es una narración que encierra tres historias o investigaciones totalmente diferentes. El recuerdo del asalto policial cuando unos terroristas tratan de volar una inmensa prensa de red eléctrica, acción por la que tanto Gamache como Beauvoir están recuperándose. Por otro lado, la revisión de un caso de hace unos meses ocurrido en el pueblo de Three Pines; y la investigación central, cuando aparece el cadáver de un hombre, un excéntrico aficionado a la arqueología obsesionado con la búsqueda de la esquiva tumba de Samuel de Champlain, fundador de la ciudad de Quebec en 1608. En las tres situaciones se suceden momentos de gran emoción, alguno de mucha tristeza, en otros se muestran las diferencias entre los franceses separatistas y los anglais partidarios de la unión de Canadá, incluida Quebec. Muy interesante.

De las diez novelas escritas por Louise Penny con su policía Gamache de protagonista, tres de ellas se han publicado en nuestro país, Naturaleza muerta (2005) que es la primera de la serie, Una revelación brutal (2009) que es la quinta y esta Enterrad a los muertos (2010) que es la sexta en orden cronológico ¿Alguién conoce el motivo de este desorden?

UNA REVELACIÓN BRUTAL

El inspector jefe Armand Gamache es el principal protagonista de la novela Una revelación brutal (2009), de la autora canadiense Louise Penny.

Gamache es jefe del Departamento de Homicidios de la Sûreté du Québec. Tiene cincuenta y tantos años. Está casado con Reine-Marie. Tienen una hija, Annie, que es abogada; y un hijo, Daniel, que vive en París. Además, tienen un viejo perro pastor alemán, Henri. En casa están suscritos a Le Devoir y al The New York Times. Siempre lleva traje, o americana y corbata con pantalones de franela gris. Luce un bigote bien recortado y canoso. Su pelo oscuro encanece en torno a las orejas, donde se riza ligeramente hacia arriba. Sus ojos, de un marrón muy oscuro. Su mirada pensativa, inteligente. En días de lluvia se pone una gorra para proteger su calvicie incipiente. Conduce un Volvo. Utiliza gafas de media luna para leer. Como aperitivo se bebe un refresco de jengibre, y luego para comer un humeante plato de pasta de elaboración casera, coronado con una salsa de champiñones, ajo, albahaca y parmesano.    

Otros personajes:

Jean Guy Beauvoir es inspector, segundo al mando de la brigada. Casado con Enid. Le gusta mucho el bistec al carbón. Tararea una canción de The Weavers.

Isabelle Lacoste es una agente del mismo grupo. Viste con falda sencilla y un jersey ligero. Como la mayoría de las quebequesas es menuda y segura de si misma. Como contraseña en su ordenador tiene el nombre de su marido “Nathaniel

Paul Morin es la última incorporación, joven  policía, protegé de Lacoste. Bajito y enclenque. Sabe tocar el violín folklórico.

Thérèse Brunel es superintendente, está en la edad de la jubilación. Una mujer encantadora. Ha sido jefa de adquisiciones del famosísimo Musée des Beaux Arts de Montreal. Ahora está a la cabeza de la unidad de delitos patrimoniales.

Sharon Harris es la doctora forense.

Minhall es sargento de la Real Policía Montada del Canadá.

Olivier y Gabri son pareja y dueños del bistrot de Three Pines, localidad donde transcurre la mayor parte de esta narración. Y Myrna, Ruth Zardo, los Gilbert, el Viejo Mundin y La Esposa, excelentes personajes secundarios que dan vida y color a todo lo que ocurre alrededor de este singular enigma.

Este libro me ha parecido una bellísima historia, empezando por la portada de la novela. Encontramos poesía, historia, paisajes, gastronomía, arte…,  prosa envolvente y sensual, y una larga investigación. Personajes de lujo, principales y secundarios, incluida la pata “Rosa”. Cuesta creer que el asesino es alguien que siempre ha estado ahí, que parece uno de los nuestros. Lo dicho, una novela muy muy recomendable.  

Louise Penny (Toronto, 1958), antes de dedicarse a la escritura, trabajó durante casi dos décadas realizando labores periodísticas para la Corporación de Radio y Televisión en Canadá. Su serie protagonizada por el inspector Armand Gamache se ha traducido a más de 20 idiomas y ha recibido numerosos premios, entre ellos cuatro Agatha Awards a la mejor novela de misterio y dos Anthony Awards.