Muertes pequeñas

muertes-pequenasRuth Malone es la protagonista de la novela Muertes pequeñas (2017), de la escritora británica Emma Flint.

Ruth es una joven madre de barrio que un día, al levantarse, descubre que sus dos hijos han desaparecido. Frank su ex marido, trabaja como mecánico en el aeropuerto. Han tenido un niño, Frankie y una niña, Cindy. Ruth trabaja de camarera en un bar, en el Callaghan, donde va de uniforme, con una blusa almidonada, una falda demasiado ajustada y unos zapatos con los tacones demasiado altos. No para de fumar. Escucha repetidamente en el tocadiscos a Gene Pitney.

Otros personajes:

Pete Wonicke es un periodista inexperto del Herald. Vive cerca del St. Mark’s Place. Conduce un Chevy. Bebe mucha Coca-Cola. Le gustan las tortitas con sirope de arce. De abuelo polaco, juega al billar contra un tipo llamado Lucky al que le falta un dedo y no deja de mascar tabaco.

Devlin, sargento, un tipo grande y con papada, cuadrado de hombros, sólida constitución. Viste un traje ancho que le cuelga cuan largo es. De piel amarillenta, cerosa, y de poros abiertos. Tiene unos ojos grandes, que emergen más allá del ceño, y su nariz que al contraerse parece que oliera mal. Come spaguetis con albóndigas y bebe té helado. Al terminar, suele hurgarse con un palillo entre los dientes. Tiene cinco hijos y está a punto de jubilarse.

Johnny Salcito es otro poli. Ha sido amante de Ruth Malone, de cara atractiva y angulosa. Sus ojos, tristes y marrones. Es más bien bajito y escandaloso.

Gallagher es empresario y novio de Ruth, con mucho dinero y un pasado conflictivo.

Quinn un agente, joven, de piel rosada, rubio con pecas, siempre trotando detrás de Devlin.filnt

Friedman es el director del Herald, y Horowitz un veterano periodista que fuma Camel.

Gina es una peluquera, vecina y amiga de Ruth.

Arnold Grean es abogado, y Christine es la bibliotecaria de la cárcel. Está condenada a cadena perpetua. Era maestra de escuela en Port Washington hasta que mató a su marido con una picadora de hielo y un cuchillo de cocina.

Comentario

Me ha gustado mucho Muertes pequeñas. Es una auténtica joyita de la literatura noir. Transcurre en la ciudad de Nueva York, en el año 1965. A ratos desasosegante, con un ambiente “negro” que lo impregna todo. Ola de calor, barrios del extrarradio, alcohol y clubs nocturnos con mujeres y para hombres. Tristeza, venganza y mala praxis policial. Ruth Malone es una mujer cautivadora, desafiante y misteriosa, pero ¿sería capaz de matar a sus propios hijos? Esta Muertes pequeñas es una novela, pero está basada en hechos reales, y que entre otras cosas analiza la capacidad que tenemos todos para hacer el bien y el mal. Muy recomendable.

Emma Flink, nace en Newcastle, una ciudad en la región nordeste de Inglaterra. Estudió lengua y literatura inglesa en la Universidad de Saint Andrews. En la actualidad vive en Londres. Muertes pequeñas es su primera novela.

Anuncios

Conduce rápido

portada_19709Una joven, Erika, es la principal protagonista de la novela Conduce rápido (2014 en gallego y 2017 en castellano) escrita por el escritor suizo afincado en Galicia, Diego Ameixeiras.

Erika tiene 20 años, pero aparenta más. Tiene los ojos castaños, el pelo rapado y los pómulos prominentes. Lleva un aro en la nariz. Sus labios son carnosos y su boca grande. Pide comida a un chino: arroz con ternera al curry, pollo con almendras y pan chino. Deambula por las calles de Santiago, donde intenta robar a los turistas que llegan a la ciudad pensando que allí está enterrado el cadáver de un apóstol.

Otros personajes:

Samuel es el hermano mayor de Erika, pero parece el menor. Siempre debe dinero a su hermana. Está muy delgado. Sus brazos son finos y largos como juncos, el pecho estrecho y la piel blanquísima. El pelo, rizado y alborotado. Una pelusa cobriza sombrea sus mandíbulas. Después de ducharse se da mucho desodorante en las axilas. En casa se prepara un sándwich con lo primero que encuentra, un trozo de queso medio reseco y dos lonchas de chorizo, acompañado de Coca-Cola.

Roberto Ventura, trapichea y juega a las cartas. De sonrisa desganada. Fuma mucho.

“El Pelado”, se frota la nariz con un gesto de incredulidad. Tiene unos dedos escuálidos como crías de serpiente.

59b04e89dea15

Nerea, más o menos de la misma edad que Erika, a la que cura una herida con Betadine. De cabello liso y ojos ansiosos, pestañas largas como las espinas de un pescado, aros grandes en las orejas. Chaqueta de chándal gris.

Regueira es el propietario de un restaurante. Tiene 50 años, ojos de animal herido, frente ancha, cabello liso, cuello casi inexistente y brazos cortos pero fuertes. Suele visitar el cementerio.

Popeye es un yonqui, Garrido, Bruno …

Comentario:

Me ha gustado mucho Conduce rápido. Novela negra que transcurre casi íntegramente en la ciudad de Santiago de Compostela. Dura, desgarradora y a ratos violenta. Una joven y su hermano se encuentran en la tesitura de qué hacer cuando les ofrecen participar en la venta de un fardo de diez kilos de cocaína, encontrado tras un naufragio por temporal en una playa cercana. Traficantes, yonquis, perdedores … muy logrados los personajes secundarios. Es una novela corta, de poco más de 150 páginas, que no te deja respirar. Lo dicho, lectura negra muy recomendable.

Diego Ameixeiras (Lausanne, Suiza, 1976). Además de escritor, es periodista y guionista. Su primera novela traducida al castellano, Dime algo sucio (2011), recibió el Premio Especial de la Semana Negra de Gijón. Otra novela también publicada en Akal, como esta que hoy reseñamos, es Matarte lentamente (2015). Entre otros medios escribe para “La voz de Galicia“.

Entrevista en la televisión de Galicia del 01/12/2014

Entrevista en la televisión de Galicia del 08/03/2015

 

 

El informe Ulises

image001La pediatra Karmele Altuna es la protagonista de la novela El informe Ulises (2017), escrita por la autora Maite Sota Virto.

Altuna es pediatra en el Centro de Salud de Tafalla. Casada con Fernando, que es profesor de instituto, tienen dos hijos, Oliver y Mikel. Karmele es rubia, conduce un ibiza blanco de doce años. En el coche escucha Radio Euskadi. Tiene un abrigo de paño color camel. En casa escucha “Una furtiva lágrima” cantada por Pavarotti y en otra ocasión un CD de Mikel Laboa. Va a nadar a la piscina del polideportivo, le relaja mucho. Le gusta hacer fotografías y pintar. Con su familia va de excursión al nacedero del Urederra. Recuerda una relación anterior, con tintes sadomasoquistas, que no acabó nada bien.

Para cenar prepara alcachofas con setas. Cuando quiere lucirse ante su familia les agasaja con una ensalada de tomate temprano con boquerones y queso fresco, aderezada con una emulsión de balsámico de jerez, albahaca y aceite de oliva vírgen. De segundo, lomos de bacalao sobre un lecho de garbanzos caramelizados y confitura de tomate por encima. Para postre, requesón de leche de oveja con mermelada de remolacha. Karmele va con toda su familia a un concierto de Brothers in band. Un compañero del Centro de Salud de Tafalla le invita al restaurante Tubal. Ella se pide unos crepes de borraja con salsa de almendras; y de segundo, lubina salvaje con compota de tomate confitado. Se quedó con ganas de pedir un postre que se anunciaba como “torrija caliente caramelizada con sopa del niño y helado de almendra” … mmmmm

Otros personajes:DSC_0305

Feli es la enfermera de Altuna. Se llevan muy bien. Vive en Olite. Se ha leído la novela “Ur”, que recomienda a su jefa.

Ikram Elksar es una mujer inmigrante con tres hijos. Viste un caftán por encima del tobillo de color rosa palo. En la parte delantera, desde el cuello hasta el borde inferior de la tela, luce un precioso bordado en un tono blanco nacarado. El hiyabtambién blanco, sujeto por un alfiler de nácar, oculta su abundante cabellera. Sufre a un marido machista y retrógrado.

Ríos es inspector de la Policía Foral, no le da importancia a lo que está pasando.

Fermín de Miguel es profesor, amigo de Fernando, el marido de Karmele. Trabaja en el departamento de Geografía e Historia del IES Ernest Hemingway de Pamplona.

Marcos de Miguel, hermano de Fermín, es periodista.

Luis Manero es un sacerdote que da clases de inglés. Algunos le conocen como “el zombi”.

Y los niños Ulises, Juan, Félix, Julen …

Comentario:

Me ha gustado mucho El informe Ulises. Es una buena novela negra y sobre todo un alegato muy valiente, una denuncia contra el maltrato, sobre todo de menores. Refleja una sociedad y una jerarquía eclesiástica que miran para otro lado y que tratan de impedir que se conozcan unos abusos a manos de quienes deberían educar y que, escondidos tras unos hábitos, se convierten en pederastas, pedófilos que arruinan la vida de jóvenes y niños. Todo empieza cuando una pediatra, Karmele Altuna, empieza a tratar a un adolescente y nota algo raro en su comportamiento. Hace poco, este joven se ha escapado de un colegio de curas en el que estaba interno. A los pocos días se suicida. La narración cuenta también la azarosa vida familiar de Altuna, la relación con su marido; los paisajes de alrededor, la gastronomía de la zona; el machismo y la inmigración; o los malos tratos familiares de un marido alcohólico. Lo dicho, lectura muy recomendable, por su audacia y valentía, bien escrita y que a mi me atrapó desde sus primeras páginas.

Maite Sota Virto (Cintruénigo, Navarra, 1967). Licenciada en Medicina y Cirugía, ejerce su profesión en el ámbito de la Atención Primaria. Publicó su primera novela en el año 2012, Necoleto Pambí: Historia de una vida insípida.  En 2013, El ser encadenado. Tiene otra novela sin publicar todavía, El perfume de la hoguera. Y por último, la que hoy reseñamos, El informe Ulises, editada por Pamiela Argitaletxea.  Además ha escrito poemas y cuentos infantiles. Colabora con la revista Ezkaba.


El peor de los tiempos

9788417077136Eladio Monroy, pensionista de la Marina, es el protagonista de la novela El peor de los tiempos (2017), del autor canario Alexis Ravelo. Es la quinta entrega de esta saga.

Monroy es pensionista de la Marina, complementando su mísero sueldo con encargos personales bajo cuerda. Lee El País, aunque sea solo por inercia. Toma el café cortado. Divorciado, tiene una hija, Paula. Mantiene una relación con Gloria, aunque cada uno vive en su casa. Viste vaqueros, camisa gris de manga corta y una cazadora de falso cuero. De mediana estatura pero de hombros anchos, la cabeza afeitada y una cicatriz a un lado de la cara; lleva una letra K tatuada en el antebrazo izquierdo y tiene unos ojos oscuros que inspiran confianza.

Monroy se acaricia el mentón cuando piensa. Suele llevar en el bolsillo de la camisa un boli Parker, que no solo sirve para escribir. En casa escucha “Bad as me” de Tom Waits. Le gusta la cerveza sin alcohol. También se pide un plato de chochos o altramuces. Conduce una destartalada Renault Express, a la que llama “Naranjito”. Está esperando recibir un libro de Manchette. Mientras tanto está leyendo los “Ensayos” de Montaigne. Para algunos es el Mike Hammer de la calle Murga, en la que vive, y para otros es el Ray Donovan canario.

Otros personajes:

Casimiro es el camarero, cocinero, limpiador y propietario del bar Casablanca. Es tuerto.

Juan el del Pescao, que bebe ron a sorbitos.

El Chapi, que juega rondas rápidas a los chinos y se toma unos guanijeys* con agua. Tiene un mugriento pequinés, que se emborracha tras beberse el cenicero de cerveza con el que su dueño le agasaja, cuando ambos están de buen humor.

Dudú, senegalés, solo toma zumos. Vive en una casa patera de la calle Ferreras.

Déniz es comisario, amigo de Monroy, divorciado hace cinco años se ha vuelto a enamorar de su mujer. Es de los que aún creen en Dios.

Frades es un viejo conocido de Eladio, gallego, se toma una manzanilla.maxresdefault

Manolo, que trabaja con Gloria en la librería Ei2, y que es miembro de La Asamblea, donde sus miembros ejercen los más variados oficios y bucean en la wed buscando información para dañar al capitalismo, al que consideran su enemigo.

Comentario:

Me ha gustado mucho El peor de los tiempos. Eladio Monroy, que es nuestro sabueso en este caso, es contratado por un viejo amigo para que encuentre a su hija que lleva mucho tiempo desaparecida. Lo que parece que puede ser un caso sencillo, se va poco a poco convirtiendo en una enrevesada y peligrosa investigación. Rodeado de singulares y chocantes personajes, como por ejemplo los que habitan el bar Casablanca o La Asamblea. Monroy, que empieza muy tranquilo, termina teniendo que esforzarse al máximo nivel. En resumen, que me lo he pasado muy bien con esta lectura muy bien ambientada en Las Palmas de Gran Canaria.

Las cinco novelas de la saga Ravelo/Monroy son :

  • Tres funerales para Eladio Monroy (2006)
  • Solo los muertos (2008)
  • Los tipos duros no leen poesía (2011)
  • Morir despacio (2013)
  • El peor de los tiempos (2017)


*Guanijey: palabra que proviene del Whiskey John Heig y que en Canarias se utiliza para pedir un trago. Ponme un guanijey.

El búho

ESL90216El inspector de policía Holger Munch es uno de los protagonistas de la novela El búho (2015), del autor noruego Samuel Bjork. Es la segunda novela de este autor y su sabueso que reseñamos en este blog. La anterior es Viajo sola (2013).

Munch es un veterano investigador de homicidios, en la jefatura de la calle Marioesgate, 13, de Oslo. Tiene 54 años y lleva 30 en el Cuerpo. Corpulento, fumador empedernido. Divorciado hace más de diez años, aunque sigue queriendo a su ex mujer Marianne. Tuvieron una hija, Miriam, y tienen una nieta, Marion. Conduce un Audi negro. Le gustan el ajedrez, los crucigramas y las matemáticas, todo lo que obligue al cerebro a trabajar.

Otros personajes:

Mia Krüger es inspectora, mano derecha de Holger, él la trajo a su equipo. Mia recuerda mucho a su hermana Sigrid, que murió a causa de las drogas. Bebe muchas cervezas Guinnes con chupito de Jägermeister, aunque también le gustan el Armañac…y alguna que otra pastilla. A pesar de no estar en su mejor momento, es una excelente policía. Tiene dos pistolas Glock, la 17 y la 26, pero casi nunca las lleva encima.

Jon Larsen, “Curry”, poli de la misma brigada. Le gusta jugar al póquer, aunque casi siempre pierde, y el alcohol. En su casa tiene un sofá blanco de Ikea.samuel-bjork-689

Gabriel Mork es un joven agente experto en informática. Tiene algunos amigos que son auténticos hackers. Bebe Coca-Cola y tiene un IPhone.

Ylva es la más novata del grupo. Lleva el pelo corto. Masca chicle.

Anette Goli es la rubia abogada de la policía. Ludvig Gronlie el más veterano y Kim Kolso, que parece que va a dejar el equipo de homicidios.

Comentario:

Me ha gustado El búho. Típica novela nórdica, en este caso noruega, más de quinientas páginas en formato de bolsillo, con un equipo de policías detrás de un homicida que puede ser un asesino en serie; y con los problemas personales del grupo de detectives: el pasado, la familia, el alcohol, el juego. En esta ocasión, la unidad de homicidios de Oslo tiene que averiguar quién ha matado a una joven que vivía en un centro para adolescentes problemáticos. Ha aparecido estrangulada en el bosque sobre un lecho de plumas rodeada por un círculo de velas. El submundo de Internet aparece de fondo, al que acuden individuos con mucha fortuna y perversiones sin limite. Lo dicho, lectura muy recomendable para amantes de la novela negra y sobre todo, para los seguidores de autores escandinavos.

Mejor el diablo

9788490568941John Rebus es el protagonista principal de la novela Mejor el diablo (2016), del escritor escocés Ian Rankin. Es la vigésimo primera entrega de esta saga, pero en España todavía no se ha publicado la décima, Dead Souls (1999) ¿Para cuándo?

Rebus está jubilado. Saca a pasear a su perro Brillo dos veces al día. Lleva siete días enteros sin fumar y está reduciendo el consumo de cerveza. Le han diagnosticado enfermedad pulmonar obstructiva crónica.  Tiene una pequeña mancha en un pulmón y está esperando que le den los resultados de una biopsia. Piensa que se ha convertido en un viejo testarudo.

Está cenando con la forense Deborah Quant, en el Galvin Brasserie Deluxe, del “Hotel Caledonian”. John se toma un americano en el Starbucks de Forrest Road. Sigue yendo al “Oxford”, aunque ahora solo toma media pinta sin alcohol. En casa escucha “Solid Air” de John Martyn; y en el coche “Kickback City“, de Rory Gallagher. Después de derribar una puerta dice que no cojea, que anda como John Wayne.

Otros personajes:

Siobhan Clarke, mano derecha y sucesora de Rebus, es inspectora en la comisaría de Gayfield Square. Conduce un Astra Vauxhall. Se toma algún gin-tonic y también le gusta la cerveza San Pellegrino. Se come un curry en “Pataka” y un cuenco de ñoquis en “Giuliano’s”.

Malcolm Fox, inspector destinado ahora en Gartcosh, la División de Grandes Delitos. Antes estaba en Asuntos Internos. Se llevaba mal con Rebus, llegó incluso a investigarlo, y muy bien, con Clarke. Le gusta el zumo de tomate. Compra comida preparada, plátanos y la edición vespertina del periódico en Sainsbury’s. Ayuda económicamente a su hermana Jude, que tiene problemas con las apuestas.

Haj Atwal es el jefe de la policía científica. Tiene pinta de italiano, aunque sus padres son indios. Lleva la cabeza afeitada.

Sheila Graham es inspectora de la Agencia Tributaria. Tiene entre 30 y 35 años. Es rubia y mide un metro setenta. Viste una falda oscura y una blusa azul claro.

Alvin James es comisario, investigador jefe de Grandes Investigaciones. Enjuto, con pómulos prominentes y la cara pecosa. Tiene el cabello rubio rojizo y lo lleva impecablemente cortado y peinado. Parece un deportista, sin vicios y siempre abierto a un ascenso.Edinburgh-Hosts-The-Annual-International-Book-Festival

Deborah Quant es forense. Pelirroja de ojos azul claro. Lleva un año saliendo con Rebus, pero cada uno vive en su casa. Se toma un Bloody Mary antes de cenar.

James Page es inspector jefe; y Christine Esson, una agente del DIC de Edimburgo.

Ben McManus es subcomisario de Crímen Organizado y Antiterrorismo.

Morris Gerald Cafferty, un gángster, siempre huyendo de Rebus y atacándole al mismo tiempo. También se está haciendo mayor y está medio retirado. De cabeza enorme, con el pelo blanco rapado. Envuelto en un abrigo largo de lana negra y una bufanda roja. Debajo se adivina una camisa blanca con el primer botón desabrochado, que deja entrever el vello del pecho. De ojos pequeños y muy penetrantes. Amenaza con volver.

Me ha gustado mucho Mejor el diablo, pero cuando leo que Rebus ha dejado de fumar y que apenas bebe, he pensado ¡éste no es mi Rebus! y, además, con un problema pulmonar. Pero bueno, aún así, en esta ocasión investigando con Clarke y Fox, es capaz de encontrar una conexión de un caso actual con otro que sucedió hace veinte años y que se había cerrado en falso. Nuestro sabueso no para de interrogar a posibles culpables, siempre con esa intuición, cuando algo o alguien no le gusta, parece un auténtico mastín que por nada está dispuesto a soltar el hueso que tiene entre sus fauces.

A pesar de su jubilación, de su edad … deseamos larga vida al mejor husmeador, John Rebus.


El secreto de Île -de-Sein

9788425355585El comisario Georges Dupin es el protagonista de la novela El secreto de Île-de-Sein (2016), del autor alemán afincado en la Bretaña francesa Jean-Luc Bannalec. Es la quinta entrega de esta saga.

Aunque Dupin es comisario en Concarneau, en esta ocasión tiene que trasladarse a Île-de Sein y alrededores, donde han aparecido dos mujeres asesinadas. Conduce un Citroën. Siempre lleva encima su libreta Clairefontaine roja, donde toma notas con su caligrafía casi jeroglífica. Le gusta mucho el café, como por ejemplo el que se toma en el Café de la Rade, en Douarnenez, otra población donde se tiene que trasladar. Cuando se levanta con ganas, se pide uno doble con dos napolitanas de chocolate. Se puede decir que Dupin es un sibarita a la hora de comer. Descubrió las ostras cuando llegó hace unos pocos años a la Bretaña y ahora, en cuanto puede, se pide una docena. Uno de sus platos favoritos es el tartar de ternera, con patatas fritas y ensalada, acompañado con una copa de Cornas, el Empreintes de 2009. Por si acaso lleva consigo una Sig Sauer.

Otros personajes:

Leber es inspector y la mano derecha de Dupin. Le gusta mucho hablar de la historia y leyendas de la Bretaña. Le encanta el Ragoût de Homard.

Labat es el otro inspector del grupo. Muy personalista, se cree el mejor.

Nolwenn es la secretaria de la jefatura de Concarneau. Conoce a mucha gente importante y parece saber todo lo que pasa y lo que va a pasar. Ferviente nacionalista, siempre está con Bretaña y los bretones.autor

Kireg Goulch, es un agente de la policía marítima, largirucho, conduce una lancha rápida, la “Bir”.

Me ha gustado El secreto de Île-de-Sein. Sigue la línea de la cuatro anteriores novelas de Bannalec y su comisario Dupin. Ambientada en la costa bretona y sus pequeñas y maravillosas islas. Aparecen asesinadas dos mujeres, una defensora del medio ambiente y la otra entrenadora y enamorada de los delfines. Asoman los piratas modernos, los contrabandistas de tabaco, los pescadores que no respetan las cuotas, los buscadores de tesoros de barcos hundidos en el pasado. Las descripciones de las costumbres, leyendas, cultura, gastronomía de Bretaña en el fondo del relato.

Ya hemos dicho que a nuestro sabueso le encanta el café:

“Dupin se tomó el primer café de un solo trago. Aquel era un auténtico café de bonne soeur o un nonnencafé, un café de monjas, que es como los bretones llamaban al café más suave. Los más fuertes se conocen como torre stier. Para los cafés malos de verdad, esos mejunjes imbebibles y asquerosos, existía toda una suerte de expresiones muy bretonas, como pisse de bardot o meado de mula y kafe sac´h o café aguado.” (Página 19)

Lo dicho, lectura muy recomendable, novela negra tranquila, que se rodea de paisajes de gran belleza y ambientes culturales, históricos y de leyendas.

“El mismísimo Napoleón había encargado a la industria francesa un método para mantener los alimentos frescos durante más tiempo para sus campañas militares. Así fue como inventó la lata de conserva, que hizo muy rica la ciudad de Douarnenez y otras zonas bretonas. Aunque lo que de verdad les había hecho prosperar fueron las sardinas. A Dupin le volvían loco las latas rojas de sardinas, caballas y otros pescados, sobre todo esos filetes de atún, con su carne tan increíblemente tierna.”  (Páginas 36-37)